Bulevar Cucapah

viernes, 27 de mayo de 2011

El Confesionario.............


Un día JORGE RAMOS HERNÁNDEZ cruza la calle y va al cura de la iglesia de Catedral, y le dice:
Padre, quiero confesarme
Claro hijo, ¿Cuál es tu nombre?
Jorge Ramos Hernández, padre
!Ah! el Dizque Alcalde de aqui de Tijuana?.


Mira hijo, tu caso es superior a mí, mejor vete a confesar al Obispado

Se va Jorge Ramos al Obispado, y le dice al obispo que se quiere confesar:
Claro hijo, ¿Cómo te llamas?
Jorge Ramos Hernández
¿El Dizque Alcalde de aqui de Tijuana ?

No hijo, yo no puedo confesarte porque tú estás muy grave!!!
Mejor vete al Vaticano

Llega Jorge Ramos al Vaticano, y le dice al Papa:
Su Santidad, quiero confesarme
Claro hijo mío. ¿Cómo te llamas?

Jorge Ramos Hernández.

¿El Dizque Alcalde de Tijuana, Baja California en Mexico?
Si su Santidad...
Huy huy huy hijo, tú sí estás muy difícil hasta para mí.

Mira, aquí a un costado del Vaticano hay una capilla.

Mejor ve allí y en esa capilla está una cruz gigante.

Solamente allí te podrás confesar.


Jorge Ramos llega a la capilla y enfrente de la cruz dice:
Señor, vengo a confesarme
Y Jesús le contesta:

Claro hijo mío, ¿Cómo te llamas?
Jorge Ramos Hernández Señor
¿El Dizque Alcalde de Tijuana, Baja California en Mèxico?
Así es Señor
ay Hijo mío... solamente da muchísimas gracias...
y Jorge Ramos extrañado le pregunta:

¿Gracias? ¿Pero gracias por qué Señor ?

Dale gracias a los romanos que me clavaron aquí,
porque sino bajaba y te daba en la madre ...por pendejo, ratero y maricón…. Daré la vida por Tijuana, si como no!!!!, ni la pinche cara das cabrón!!!